lunes, 26 de enero de 2015

XXXVII Zurich Marató de Barcelona: 5ª semana




Del 19 al 25 de enero

Con los últimos coletazos de la inesperada mal llamada gripe, o virus, o como quieran llamarlo, busco en esta quinta semana un poco de normalidad.
Dice una frase, que yo tengo como anónima, que “Cerca de las sombras de tu vida, está la luz que alumbra tu destino”. Y es lo que ha sucedido esta semana, que con la vuelta a la normalidad, parece que vuelve la luz. Y por el resultado de los entrenamientos parece que he encontrado ambas.
Tampoco me he instalado en la locura, sigo sin buscar exigencias, y me tomo cada entrenamiento como algo inesperado. Dejando que cada zancada me sorprenda. De momento me conformo con ir cogiendo fondo y fuerza.
Y así en esta quinta semana, algo más normal en cuanto a salidas y aspecto físico, he completado 65´760 kilómetros. Distancia ya más acorde con lo que exigen las circunstancias.
El martes, día 20, un tranquilo y exigente rodaje de 14´500 kilómetros.
El miércoles, vuelvo, acompañado de la nieve, al mismo recorrido. A repetir esos 14´500 kilómetros de tranquilidad y exigencia.
El viernes, día 22, cumplo con el requisito de la tirada larga. Solo correr y disfrutar haciéndolo. 18´340 kilómetros de gozo.
Y el domingo, para terminar la semana, y sin tenerlo previsto, vuelvo a hacer una tirada larga, en esta ocasión un rodaje de 18´420; aunque hoy ha sido un poquito más exigente.
Alejadas las sombras de los entrenamientos, ya solo queda ir pensando en que lo que depare el destino será lo mejor, y sobre todo esperemos que sea más placentero.

2 comentarios:

Halfon Hernandez dijo...

Nada ma la semana, doble tirada larga para terminarla!!!

Esa carta tapada es toda una incognita.

Tecolinha dijo...

Cuánto me alegro de que sigas con la misma ilusión de siempre.
Mucho ánimo, un abrazo.